Si te gusta a fruta roja, ahora puedes tomarla en fondue, que es algo muy típico de Suiza. Se puede tomar durante todo el año y es una variante muy atractiva de la fondue de queso o de chocolate. Las frutas rojas para hacer esta fondue las puedes elegir de entre las que más te gusten. En Suiza podrás encontrar ricas fondues de todo tipo de frutas rojas, que son exquisitas para estas preparaciones. Este tipo de platos son muy recomendable si te apetece probar algo nuevo, fuera de lo normal, porque seguro te gusta mucho su sabor y textura.

fondue.jpg

En una cazo con agua hirviendo echamos las frutas rojas para que se hagan lentamente, agregando azúcar al gusto. Será cuestión de esperar a que está más o menos espeso. Le podemos agregar vino dulce, que le va muy bien. Para acompañar esta fondue, cortaremos unas rebanadas de pan de molde en cuatro trozos, las introduciremos en un bol con leche y posteriormente en otro con huevo batido. Estos trozos se freirán hasta que queden muy crujientes, que es lo que buscamos.

Estos trozo crujientes los usaremos para “mojar pan” dentro de la fondue, que es una forma deliciosa de poder comer este rico plato, muy típico de Suiza y que te gustará poder probar. Su sabor es muy intenso y merece la pena disfrutar de una fondue diferente a las que todos conocemos habitualmente, porque en la variedad está el gusto. En la gastronomía de Suiza tenemos mucha variedad sin duda.

Vía|cocinatipo